25 RECURSOS ORIGINALES PARA CONTAR CUENTOS

http://www.aprendiendoconmontessori.com/2017/01/25-recursos-originales-para-contar-un.html

Anuncios

“ENSÉÑALES A LOS NIÑOS CÓMO PENSAR, NO QUÉ PENSAR” Y UN BREVE CORTO DE PIXAR

Educar no es crear sino ayudar a los niños a crearse a sí mismos

 

Por Jennifer Delgado de Rincón de Psicología

 

laluna culturainquieta1

 

La autodeterminación es la garantía de que, elijamos lo que elijamos, seremos nosotros los protagonistas de nuestras vidas. Podremos equivocarnos. De hecho, es muy probable que lo hagamos, pero aprenderemos del error y seguiremos adelante, enriqueciendo nuestro kit de herramientas para la vida.

Desde el punto de vista cognitivo, no existe nada más desafiante que los problemas y los errores ya que estos no solo demandan esfuerzo sino también un proceso de cambio o adaptación. Cuando nos enfrentamos a un problema se ponen en marcha todos nuestros recursos cognitivos y, a menudo, esa solución implica una reorganización del esquema mental.

Por eso, si en vez de darles verdades absolutas a los niños les planteamos desafíos para que piensen, estaremos potenciando la capacidad para observar, reflexionar y tomar decisiones. Si enseñamos a los niños a aceptar sin pensar, esa información no será significativa, no producirá un cambio importante en su cerebro sino que simplemente se almacenará en algún lugar de su memoria, donde poco a poco se irá difuminando.

Al contrario, cuando pensamos para solucionar un problema o intentamos comprender en qué nos equivocamos se produce una reestructuración que da lugar al crecimiento. Cuando los niños se acostumbran a pensar, a cuestionar la realidad y a buscar soluciones por sí mismos, comienzan a confiar en sus capacidades y enfrentan la vida con mayor seguridad y menos miedos.

Los niños deben encontrar su propia manera de hacer las cosas, deben conferirle sentido a su mundo e ir formando su núcleo de valores.

 

¿Cómo lograrlo?

Una serie de experimentos desarrollados en la década de 1970 en la Universidad de Rochester nos brinda alguna pistas. Estos psicólogos trabajaron con diferentes grupos de personas y descubrieron que las recompensas pueden mejorar hasta cierto punto la motivación y la eficacia cuando se trata de tareas repetitivas y aburridas pero pueden llegar a ser contraproducentes cuando se trata de lidiar con problemas que demandan la reflexión y el pensamiento creativo.

Curiosamente, las personas que no recibían premios externos obtenían mejores resultados en la resolución de problemas complejos. De hecho, en algunos casos esas recompensas hacían que las personas buscaran atajos y asumieran comportamientos poco éticos ya que el objetivo dejaba de ser solucionar el problema, para convertirse en obtener la recompensa.

Estos resultados llevaron al psicólogo Edward L. Deci a postular su Teoría de la Autodeterminación, según la cual para motivar a las personas y a los niños a que den lo mejor de sí, no es necesario recurrir a recompensas externas sino tan solo brindar un entorno adecuado que cumpla con estos tres requisitos:

 

1. Sentir que tenemos cierto grado de competencia, de manera que la tarea no genere una frustración y una ansiedad exageradas.

2. Disfrutar de cierto grado de autonomía, de manera que podamos buscar nuevas soluciones e implementarlas, sintiendo que tenemos el control.

3. Mantener una interacción con los demás, para sentirnos apoyados y conectados.

 

Por último, os animo a disfrutar de este corto de Pixar, que se refiere precisamente a la importancia de dejar que los niños encuentren su propio camino y no darles respuestas y soluciones predeterminadas.

 

via Jeninifer Delgado en Rincón de Psicología

7 valores básicos que debemos enseñar a nuestros hijos

Alba CaraballoEditora de GuiaInfantil.com

Los padres queremos lo mejor para nuestros hijos: el mejor colegio, los mejores amigos, el mejor trabajo, el mejor novio o novia… Queremos la felicidad y el éxito para nuestros hijos, sin embargo, es importante tener en mente todos los días, a cada momento, que el secreto del éxito está en educar a nuestros hijos desde pequeños en valores y lograr que ellos sean mejores personas.

Cada persona tiene su escala de valores, a mi me educaron entre otras muchas cosas en la empatía, la frase de mi madre siempre era ‘no hagas aquello que no te gustaría que te hicieran a ti’. Cada padre o madre consideramos unos valores primordiales para educar a nuestros hijos, estos son los míos.

Valores fundamentales en la educación de los hijos

Valores importantes para educar a los hijos

1. Educar a los hijos en la tolerancia: es importante aceptar la diferencia de criterios, de opiniones, de culturas, razas o religiones. Aceptar a los demás con sus diferencias es básico para construir relaciones humanas sanas y sólidas. Es un valor muy unido al respeto.

2. Educar a los hijos en la responsabilidad: se trata de enseñar a los niños que todo lo que se hace tiene consecuencias positivas y negativas y que uno ha de asumir la responsabilidad de sus acciones para bien y para mal. Además, este valor está ligado al compromiso con determinadas tareas y obligaciones.3. Educar a los hijos en la honestidad: significa ser sincero con uno mismo y con los demás, no mentir por miedo o conveniencia, admitir errores, hacer cosas por los demás sin esperar nada a cambio, ser digno de la confianza de los demás.

4. Educar a los hijos en la bondad: enseñar a los niños a tener una inclinación a hacer el bien a los demás, a ser bondadoso con sus semejantes y tener una conducta amable.

5- Educar a los hijos para que colaboren: se refiere a enseñar habilidades básicas como ordenar la habitación, recoger la mesa, colocar su ropa… Son habilidades que ayudarán a los hijos en un futuro porque son básicas para la vida y su futuro.

6- Educar a los hijos en el perdón: aprender a reconocer el error y disculparse es una forma de enmendar el daño causado.

7- Educar a los hijos en la empatía: ponerse en el lado del otro, ver las cosas desde el punto de vista de otra persona o comprender a los demás. Es un valor definitivo para evitar hacer daño gratuito a los demás o entender por que otros se comportaron de determinada manera.

Enseña a tu hijo a defenderse de un niño cruel

Consejos para enseñar a un niño a reaccionar frente a niños crueles

María José Roldán Maestra y Psicopedagoga

A medida que un niño crece se dará cuenta que no todas las personas de su alrededor son buenas personas. Hay personas de todo tipo, desde buenas, altruistas o empáticas hasta crueles, despiadadas y con graves problemas emocionales. Por eso mismo tu hijo deberá aprender a diferenciar las buenas de las malas personas, porque de este modo podrá alejar de su vida a aquellas que no le aportará nada (o más bien sólo problemas).

Por qué es importante que el niño sepa defenderse

Niño cabizbajo

Aunque a los padres nos gustaría estar siempre al lado de nuestros hijos para poder ayudarles en todo lo que sea necesario y guiarles para que no se equivoquen, esto no será siempre así. A medida que los hijos van creciendo van siendo más autónomos y empiezan a tener su tiempo, su mundo y su entorno, aunque tú como padre o madre formes parte de su mundo, tendrá que saber defenderse de las demás personas.

Pero aunque no estés delante de los problemas que pueda tener, lo que sí puedes hacerle es enseñarse a defenderse, por ejemplo de los niños crueles. Pero, ¿cómo hacerlo?

6 consejos para enseñar a tu hijo a defenderse de niños crueles

Lo primero que tendrás que hacer es enseñar a tu hijo que en este mundo siempre habrá gente buena, pero también gente mala. Hay gente que no le gustará y esas personas no tendrán por qué estar en su vida. Pero, ¿cómo defenderse de un niño cruel?

1. No tendrá que darle importancia a los comentarios del niño cruel, todo lo que dice es un reflejo de él mismo. Un niño cruel lo es porque alguien lo está siendo primero con él.

2. Es importante que si el niño cruel le intimida o se comporta de forma agresiva con tu hijo, tendrá que buscar ayuda de un adulto para poder solucionar el conflicto.

3. No le enseñes a tu hijo a ser igual de cruel con los demás porque sólo conseguirás enseñarle valores equivocados, es mejor que entienda desde la empatía para comprender el comportamiento ajeno que hacer lo mismo.

4. Enseña a tu hijo a tratar  a los demás como quiere que le traten a él, incluso al niño cruel. Un niño cruel que es tratado con amabilidad no entenderá qué está ocurriendo, en cierto modo su crueldad es una forma equivocada de llamar la atención.

5. Dile que evite siempre dentro de lo posible al niño cruel, y que siempre vaya acompañado.

6. Enséñale a ignorar comentarios dañinos. Ignorar y alejarse del niño cruel es el acto más valiente que puede hacer.

Y por supuesto, no dudes en felicitar a tu hijo cada vez que te cuente y te comunique qué le ocurre en su vida.

Tabla de tareas que puede hacer un niño según su edad

Alba CaraballoEditora de GuiaInfantil.com

 

Lejos de ayudarles, estamos perjudicándoles con este tipo de actitud. No les dejamos ser autónomos, crecer, aprender o ser independientes. Es más, nos perjudicamos también a nosotros mismos, ya que además de las tareas del trabajo y las de casa, hacemos las de los niños, llenándonos de estrés, el gran mal que nos azota a los padres. Para evitarlo, en Guiainfantil.com te proponemos esta tabla de las tareas que puede hacer un niño según su edad.

Tareas para niños según su edad

Las tareas que puede hacer un niño

El método Montessori, reconocido por expertos de todo el mundo, tiene como pilar lograr la autonomía del niño. Además, expertos, pedagogos y psicólogos abogan por lo mismo. Los niños pueden vestirse solos, atarse los zapatos, recoger su habitación, poner la mesa, cargar el lavavajillas, hacer su cama… Los padres, en muchas ocasiones no exigimos estas tareas a los niños y somos nosotros quienes les hacemos perezosos y poco responsables.

Sin embargo, para que un niño sea responsable debemos dotarle de la capacidad de ser autónomo, que sea capaz de hacer sus tareas, y hacerlas bien. Sin embargo, no podemos exigir a un niño de 2 años que haga su cama, o a uno de 4 que saque a pasear al perro. Es importante tener en cuenta la edad o el momento madurativo del niño para exigirle responsabilidades.En Guiainfantil.com hemos elaborado esta tabla que muestra qué tareas puedes pedirle a tu hijo según su edad. Ah, y no esperes a mañana, tu hijo puede comenzar hoy mismo, imprímela y recuérdala cada día.

Tabla de tareas para niños

El método japonés contra la pereza de los niños

Estefanía EstebanRedactora de GuiaInfantil.com

Tal vez la cuestión no sea responder a esa pregunta, sino a esta otra: ¿Cómo consigo que mi hijo no sea tan perezoso? La solución la encontramos en una técnica japonesa. Se llama la regla del minuto.

Regla del minuto o Método Kaizen contra la pereza

Niño apaga reloj

En Japón le llaman Método Kaizen, que significa ‘sabiduría para cambiar’. Aquí lo conocemos como regla del minuto. Parece ser un método infalible para terminar con la desidia y la pereza a la hora de hacer determinada tarea. O más bien, para conseguir que seamos más perseverantes y no dejemos las cosas a medias. Este método, por supuesto, se puede aplicar tanto para adultos como para niños.

Pero, ¿en qué consiste? Se trata de destinar un minuto, un sólo minuto a la tarea que nos cuesta o que más le cuesta a nuestro hijo. Con una única condición: que la realice siempre a la misma hora. Es decir, ¿que a nuestro hijo le cuesta mucho recoger su cuarto? Muy bien… todos los días, a la misma hora, recogerá su cuarto durante un minuto. Tal vez le motive tener un reloj a mano marcando silencioso los segundos. Uno, dos… así, hasta 60.  ¿Quién no puede hacer una tarea durante un minuto?Tal vez nos resulte extraño, pero un pequeño paso puede significar mucho. De hecho, un paso es siempre el comienzo de un gran camino. Lo que este método consigue es que llegue el día en el que llegue la hora de recoger el cuarto y el niño recoja todo de forma automática, porque lo tiene interiorizado y ya no le cuesta hacerlo. Y ese es el momento de aumentar el tiempo de un minuto a 5 minutos. Y más adelante, a 10 minutos. Y llegará el día en el que a tu hijo no le importe el tiempo invertido en recoger el cuarto.

El creador de esta técnica, el japonés Masaaki Imai, piensa que este método es muy eficaz para todo en la vida. El método Kaizen viene a ser una forma de cambiar de forma paulatina sin gran esfuerzo, un método de adaptación a lo que menos nos gusta.

Por qué los niños son perezosos

Existen muchas razones por las que un niño puede ser perezoso. Entre ellas:

– La tarea que tiene que realizar el niño le parece compleja y piensa que no podrá hacerlo.

– No le motiva.

– No pasa nada por no hacerla… la educación que recibe es tan blanda que nunca le exigen hacer las tareas.

Para evitar que ocurra todo esto y que tu hijo aplique la ley del mínimo esfuerzo, busca la forma de motivarle para realizar todo lo que le da pereza. Incentívale, elógiale y por supuesto, utiliza el juego y la imaginación para que las tareas tediosas se conviertan en algo divertido.

https://www.guiainfantil.com/blog/educacion/valores/el-metodo-japones-contra-la-pereza-de-los-ninos/